Cultura y liderazgo para una nueva forma híbrida de trabajo

Tras un 2020 donde gran parte de las tendencias sociales, empresariales y tecno-científicas avanzaron de manera acelerada, se constata que el perfil de liderazgo del entorno post Covid tiene muy poco que ver con el de 2019. En este contexto ¿qué tipo de cultura y estilo de liderazgo serán necesarios para una nueva forma híbrida de trabajar? ¿Cómo se reformulan las claves para una gestión del talento adaptada a la nueva realidad? ¿Cuáles son las tareas más importantes que deben desempeñar los líderes para no perder competitividad, ni capacidad de marca empleadora?

Sobre ello debatimos en el primer encuentro online, organizado por Wolters Kluwer y Fundación máshumano, donde contamos con la participación de Vicente Sanchez, CEO y Managing Director de Wolters Kluwer España y Portugal; Rafael Fernández Qundez, Director de Talento, Cultura y Aprendizaje a nivel corporativo de Cepsa; Carmen Presa Agüero, Directora de Gestión de Personas y del Conocimiento en Bankinter; Estibaliz Padilla, Directora de Cultura, Nuevas formas de trabajo y Comunicación Interna en Orange España; y Fernando Monar Rubia, Presidente de la Asociación Dirección Pública Profesional.

Ver vídeo del encuentro en máshumanoTV&Podcast Ver artículo completo en CAPITAL HUMANO       

A continuación, exponemos algunas conclusiones de este encuentro:

MODELO HÍBRIDO

Teniendo en cuenta que la mayoría de las empresas en España arrancaron un 2020 con un trabajo 100% presencial y que en cuestión de meses tuvieron que pasar a uno 100% remoto, el debate que está actualmente sobre la mesa no es otro que el de conseguir un modelo híbrido capaz de conjugar lo mejor de los dos mundos.

“Hemos querido gestionar un elemento virtual con hábitos de lo presencial y así no puede mantenerse en el tiempo, de manera que es preciso repensar las formas de trabajo. El tema del contacto social, de la colaboración e innovación, la conexión que el líder necesita poner en marcha con su equipo y que le exige tener capacidades distintas… todo ello requiere apartarse del modelo institucional de teletrabajo que teníamos antes”

CULTURA Y PROPÓSITO

El hecho de que las consecuencias económicas que estamos afrontando en este momento sean el resultado de una crisis humanitaria sirvió como base para abordar los siguientes dos grandes temas de la mesa: cultura y propósito.

La mayor autonomía y confianza otorgadas a los equipos durante este tiempo puede haber supuesto una evolución cultural respecto al modelo de gestión de 2019, pero es necesario poner foco en ello ante el riesgo a un cierto retroceso con la vuelta a la presencialidad. Además, la cuestión ahora es cómo mantener la cultura en este modelo híbrido en el que se empieza también a ver el riesgo sobre el performance colectivo de la organización.

“La pandemia ha generado una profunda reflexión en muchas personas sobre el propósito de las organizaciones en las que trabaja y en el futuro la gente va a intentar hacer coincidir dicho propósito con el suyo propio”

EXPERIENCIA DE EMPLEADO

La experiencia de empleado podría impactar decisivamente en la propuesta de valor de las compañías y en el denominado “contrato psicológico”. En este sentido, parece que han sido claves la flexibilidad, propósito, compromiso y aportación de la compañía a la sociedad.

“La propuesta de valor es un producto fundamental que tiene que estar en sintonía con los elementos de flexibilidad y los temas relacionados con el bienestar"

Webinar WK Fundación máshumano

 

Suscríbete al nuestro boletín electrónico