ABC FAMILIA Tareas pendientes

El informe del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) sacó ayer a la luz unos datos de sobra conocidos.

En la mayoría de hogares de nuestro país: el 82% de los españoles asegura que es la madre quien se encarga fundamentalmente del cuidado de su primer hijo en los tres primeros años de vida. Y, si no está la madre, la abuela se ocupa de estas labor (en el 7,5% de los casos) y como tercera opción lo hace el padre (4,8%).

La principal razón por la que la mujer lleva la mayor parte de las labores domésticas y atención a los hijos es porque su incorporación al mercado laboral no se ha visto acompañada por el reparto de responsabilidades familiares . A pesar de que las nuevas generaciones de padres participen en algunas tareas que antes eran impensables (cambiar un pañal, bañar al bebé…), el verdadero cambio se llevará a cabo –según los expertos consultados– cuando la demanda social y empresarial sea promovido, demandado y exigido por ambos, hombres y mujeres. «Ellos son los que deben alzar la voz para que sus familias tengan el tiempo y los recursos que necesitan –apunta María Sánchez-Arjona, presidenta de la Fundación Mashumano–. Son ellos los que deben entender que lo que está en juego es mucho. Y aquí las mujeres tenemos que dialogar y consensuar para que sea un proyecto de ambos y para ambos. Sin ellos en este barco, la batalla está perdida». En esta misma línea se manifiesta Nuria Chinchilla, profesora del IESE y directora del Centro Internacional Trabajo y Familia, quien asegura que vamos en el camino correcto porque también se necesita «mejorar la imagen social del hombreque cuida de sus hijos».

Ángel Largo, socio director del Grupo Solutio, asegura que dar esta imagen positiva es posible. «En nuestra empresa hemos implantado la obligación de que el padre se tome todo su descanso de paternidad, tenemos jornadas flexibles, rechazamos el presentismo… Los resultados han sido muy buenos para empleados y empresa».

Camino por recorrer

En aras de lograr una mayor corresponsabilidad parental Carmen Plaza, directora del Instituto de la Mujer, resume en cuatro los objetivos prioritarios de trabajo recogidos en el Plan Estratégico de Igualdad de Oportunidades 2014-2016 aprobado por el Gobierno el pasado 5 de marzo: «Sensibilización y concienciación de la sociedad en su conjunto, estimulación de políticas de conciliación en el mundo de la empresa y la administración, trabajo con los distintos medios de comunicación para ajustar su programación y contribuir a la racionalización de horarios y flexibilidad laboral».

La tareas que menos gustan a los hombres

Uno de cada tres padres con niños de 0 a 3 años baña casi siempre a sus hijos y uno de cada cuatro acuesta casi siempre al crío, según un estudio del portal Elbebe.com. Por el contrario, las madres se ocupan principalmente de darles la comida (78%), llevarles al médico (78,5%) y atenderles cuando se despiertan por la noche (80%).

«La conciliación no es solo cosa de mujeres»

Carmen Plaza, directora del Insituto de la Mujer
«La mujer se ha incorporado al mundo laboral y ya no hay marcha atrás. Como tampoco puede haber avance ni futuro si no existe corresponsabilidad parental. No puede ser que la mujer haga el doble o el triple de jornada (laboral y familiar). Desde luego, el cambio social no llegará hasta que la sociedad en su conjunto no comprenda que la conciliación no es cosa de mujeres solo, sino de la familia entera», apunta Carmen Plaza, directora del Instituto de la Mujer. «Queda muchísimo por hacer», concluye

«Debería estar bien visto que el hombre cuide de los hijos»

Nuria Chinchilla, profesora del IESE
El pediatra, el colegio, los cumpleaños… «Las madres siempre tienen presente a sus hijos. Es algo genético, está en su ADN. Pero la familia es bicéfala y el padre también deben cumplir su papel y no esperar a ser abuelo para darse cuenta de la importancia de atender a los pequeños», asegura Nuria Chinchilla. Es necesario –apunta– que las empresas sean más flexibles y que estuviera bien visto que el hombre cuide y se encargue también de sus hijos».
 

«Con igualdad, la empresa gana»

Salvador Andreu, presidente de Más Vida Red
Medtronic, Novartis, Pepsico, Osborne… son tan solo algunos de los clientes de MasVida Red, empresa especializada en ofrecer servicios de conciliación. «Los estudios demuestran que son ellas las que siguen soportando la mayor parte de la carga familiar. Las compañías deben ser conscientes de esa realidad y poner en marcha políticas de igualdad entre todos sus trabajadores. Ganarían mucho con ello», afirma Salvador Andreu, presidente de Más Vida Red.

«Las madres tienen que ceder un poco»

María Álvarez de las Asturias, directora de Concidir
Desde Coincidir, la organización especializada en orientación familiar que preside María Álvarez, se sugiere a las mujeres que aprendan a ceder un poco. «Muchas veces queremos hacerlo todo, pero deberíamos ser conscientes de que los hombres no cuidan peor de los hijos que las madres, solo distinto. Y además, tienen derecho a ocuparse», comenta. «Además las parejas deberían hablar de cómo se van a organizar antes de tener descendencia», recomienda.

«Avanzamos muy lentamente»

María Sánchez-Arjona, presidenta de la Fundación MásHumano
Para la presidenta de la Fundación Mashumano, es necesario hacer propuestas positivas e integradoras de hombres y mujeres. «Estamos avanzando a un ritmo muy lento y hay que hablar de las medidas que funcionan y de las empresas que son responsables con las personas. Es clave que la propuesta de tener unos horarios más racionales y trabajar en flexibilidad parta de los hombres en la empresa para respaldar la conciliación de la vida personal, familiar y profesional como un derecho de hombres y mujeres».

«Las mujeres deben decir: ¡Basta!»

Ignacio Buqueras, presidente de Arhoe
Para Ignacio Buqueras el hombre no debe «ayudar» a su mujer. «La palabra clave es “coparticipación” en el cuidado de los hijos y tareas domésticas. Las madres están sobrecargadas. Hace falta que las mujeres digan “¡basta!” Que el hombre no desarrolle su función como padre se debe a una cuestión de educación y de hábitos. Es importante aprovechar cuando los hijos son pequeños para crear nuevas tendencias en la asunción de funciones por igual».

«En el cole aprenden a cooperar en casa»

Luis Carbonel, presidente de Concapa
Luis Carbonel, presidente de la Confederación Católica de Padres de Alumnos (Concapa) apuesta con fuerza por enseñar corresponsabilidad familiar a través de los cursos que imparten en los centros escolares. «La idea es que a cooperar en casa pueden aprender en el colegio», apunta. Respecto a los datos del CIS, Carbonel asegura que «en el hogar tiene que ser la pareja la que encuentre su fórmula y enseñe a los hijos que hay que respetar el tiempo de todos».

«El cambio tiene que ser estructural»

Romina González, experta en promoción del buen trato a la infancia, Save the Children
Para Romina González, experta en promoción del buen trato a la infancia en la ONG Save the Children, para lograr la corresponsabilidad parental es necesario un cambio estructural de la sociedad en varios frentes: «En el cultural, en el formal (político y administrativo) y en el educativo». «Una implicación de las dos figuras vehiculares repercute de forma muy positiva en los lazos familiares». «Hay varones a los que no se les deja involucrarse como les gustaría», recalca.
 
Fuente: ABC Familia (L. PERAITA)

 

 

Suscríbete a nuestro boletín electrónico

Al enviarnos tus datos aceptas que te contactemos para enviarte información periódica de la actividad de la Fundación por email según esta política de privacidad