Conversamos con Javier Goyeneche, fundador de Ecoalf, en el ciclo #stayhuman

El pasado 11 de mayo se celebró un nuevo encuentro del ciclo #stayhuman, una iniciativa de la Universidad Europea, en colaboración con la Fundación máshumano, Picnic, LLYC y DDB para promover el liderazgo humano en las nuevas generaciones.

En esta ocasión conversamos con Javier Goyeneche, fundador de Ecoalf, para conocer algunas de las claves de su liderazgo y del propósito, cultura y valores que inspiran el día a día de su compañía. Esta entrevista, moderada por nuestro subdirector general Tomás Pereda, estuvo enmarcada en la Career Week de la Universidad Europea, una feria para acercar a los estudiantes, actividades y tendencias centradas en la empleabilidad y el mundo profesional. La grabación y realización fue realizada por los estudiantes de Europea Media, como parte de su formación profesional.

La crisis vivida a raíz de la pandemia, a diferencia de otras anteriores, se caracterizó por ser una crisis humanitaria, donde los principales afectados fueron las personas. Esto dio lugar a una manera diferente de convivir en las empresas, donde se mostró una preocupación verdadera por el bienestar integral de sus equipos, clientes y de la sociedad en general. Algo que generó mayor compromiso y bienestar en las personas y que, además, se tradujo en mejores resultados.

Pero a medida que fuimos recuperando la “normalidad”, corríamos el riesgo de no aprovechar los aprendizajes vividos, y de volver al liderazgo tradicional, donde los valores humanos estaban menos presentes. Por eso, desde la Fundación máshumano, Picnic, LLYC y DDB nos unimos creando el movimiento #stayhuman, para instar a las organizaciones a no perder ese espíritu y a seguir liderando desde su lado más humano, basándose en la confianza, la flexibilidad y la autonomía.

Ejemplo de ese liderazgo #stayhuman es, sin duda, Javier Goyeneche. Un gran referente empresarial quien, a raíz de su experiencia en el mundo de la moda, se dio cuenta de que era necesario impulsar un modelo de negocio más sostenible y respetuoso con el medio ambiente. Así fue como decidió fundar Ecoalf, una compañía comprometida con el planeta, con el medio ambiente y con las personas. Y basada en la coherencia, la integridad y la transparencia.

 

Un ejemplo de líder #stayhuman

En los últimos dos años, se ha producido un replanteamiento de nuestra forma de vivir y de trabajar. Un nuevo escenario donde la empresa es agente de cambio y los modelos jerárquicos tradicionales, están dando paso a otros más humanos. Sobre esta nueva realidad, Goyeneche quiso poner en valor la importancia de cómo las empresas se relacionan con sus personas “En los momentos más duros de la pandemia trabajamos más cerca que nunca de los equipos y de los clientes. Se trabajaba intensamente, con un enorme compromiso, y se hicieron relaciones que todavía perduran y han dejado una profunda huella en nuestros profesionales y un gran orgullo y sentimiento de pertenencia”

Por otro lado, también destacó la importancia de ser fieles y mostrar coherencia con los valores corporativos. Con relación a esto, el fundador de Ecoalf afirmó que “Siempre que hemos tomado una decisión que ha sido buena para el planeta, también ha sido buena para Ecoalf. Ha vuelto como un boomerang y hemos tenido la suerte de que los accionistas lo han entendido y apoyado” Además, añadió que sus empleados hacen suyos estos valores, al ver que no solo están escritos en un papel, sino que se tienen muy cuenta en la toma de decisiones.

Vínculo entre la Sostenibilidad y la Humanidad

El propósito de Ecoalf está muy ligado a la sostenibilidad. De hecho, esta compañía se convirtió en la primera marca de moda española en recibir la 'Certificación B Corp' en 2018, un reconocimiento que pone el foco en cinco áreas: Dirección, comunidad, medioambiente, clientes y bienestar físico, financiero, profesional y social de los empleados.

Pero la sostenibilidad, sin duda está muy unida a la humanidad. “No sólo es importante lo que haces, sino la huella que dejas en el planeta y como impactas en la vida de las personas. Por eso el mundo no necesita muchas más compañías como las que ya existen. Necesita compañías nuevas haciendo las cosas de una manera diferente”

Cultura corporativa y compromiso

Atendiendo a sus valores corporativos, esta compañía es muy exigente con el perfil de sus profesionales, ya que deben estar alineados con esa cultura y con una forma diferente de hacer las cosas, que en general resulta más complicada. “En Ecoalf pedimos a nuestros líderes que hagan brillar el talento de las personas, según los valores y la cultura de nuestra compañía. También valoramos en todos nuestros empleados la actitud, las ganas y la pasión, y que se sientan bien desarrollando su trabajo"

Además, dirigiéndose a las nuevas generaciones, expresó que “les pediría que sean líderes disruptivos y valientes, porque necesitamos personas que afronten los nuevos retos, con unas acciones y una mentalidad diferente a la de nuestros padres”

La alta dirección, elemento clave para la tranformación

Sin duda la pandemia inició el camino para empezar a trabajar de una forma diferente, con mayor flexibilidad y autonomía. Algo que sin duda será un elemento diferenciador en la nueva propuesta de valor al empleado e influirá en la retención y atracción del mejor talento.

En este proceso de transformación, la visión de la alta dirección es decisiva, según compartió Javier Goyeneche “Según mi experiencia, las organizaciones no cambian porque el mercado diga que tienen que cambiar. Cambian porque quienes las dirigen, quieren que cambien, creen de verdad en ello y tienen una verdadera vocación transformadora. Además, solo si se impulsa desde arriba, se logrará que esa cultura cale en el resto de la organización”

Mirada de futuro. La importancia del aprendizaje

Pero en el nuevo contexto complejo en el que vivimos ¿hacia dónde va el mundo de la empresa? La respuesta es clara para el fundador de Ecoalf. “Ahora parece que solo te miden por lo rentable que eres y esto es un error que hay que cambiar. Es necesario empezar a medir otros parámetros como el equilibrio entre el beneficio y la salud del planeta y de sus personas”

También es fundamental que surja un nuevo modelo de liderazgo disruptivo, que actúe de forma coherente, abierto al aprendizaje continuo, y con una visión y un propósito donde se apueste por las personas.

Por otro lado, Goyeneche quiso dar algunos consejos a las nuevas generaciones que pronto se incorporarán al mercado laboral. Para ello, distinguió entre dos perfiles: El emprendedor, del que afirmó que “Necesitamos muchos, porque tienen un valor increíble. Y mi consejo es que emprendan siendo valientes, planteando modelos de negocio disruptivos, innovadores y diferentes. Y que no tengan miedo a equivocarse, porque fallar forma parte del aprendizaje”

Por otro lado, también se refirió a quienes no tienen ese espíritu emprendedor, sino que prefieren trabajar para una compañía. A ellos también animó a intentar elegir con cariño la empresa a la que quieren ir, sin guiarse al principio por el salario, sino por las posibilidades de desarrollo personal y profesional. “Todos tenemos un potencial y, para que brille, tenemos que estar en una empresa que nos guste, porque daremos lo mejor. Pasamos mucho tiempo en el trabajo, y si no estamos en el sitio que queremos, desperdiciaremos nuestro tiempo y no sacaremos nuestro máximo potencial”

Con estas palabras cerramos el segundo encuentro del ciclo #stayhuman, que contará en los próximos meses con la participación de líderes empresariales que sean refenerntes por sus valores humanos y su compromiso con las personas. Para ver el primer encuentro de este ciclo con Carlos Barrabés, el pasado mes de marzo, facilitmos el siguiente ENLACE

Estudio grabacion ciclo stayhuman

Suscríbete al nuestro boletín electrónico